Primer día de entrenamiento con pesas

en

Como complemento a una alimentación más sana y para contrarrestar lo fofa que me estoy quedando, he empezado un nuevo plan de entrenamiento.

Ayer fue el primer día, pero me lo he tomado muy en serio: 3 días alternos a la semana, entrenamiento con pesas; y el resto de días ejercicio aeróbico, como bicicleta o caminar.

Cuando tienes hijos pequeños, no es tan sencillo sacar tiempo para ir a un gimnasio, pero si realmente quieres, hay muchas alternativas. En mi caso, acabo de leerme un libro que indica unas pautas muy claras para quemar grasa y cambiar tus hábitos de vida. Forma parte de mi objetivo saludable 😉

El autor del libro hace mucho hincapié en la importancia del entrenamiento con pesas para tonificar el cuerpo y aumentar la masa muscular. No se trata de convertirse en un/una «musculitos» (a mí particularmente no me gustan los cuerpos musculados en exceso, ni de hombre ni de mujer), se trata de conseguir más masa muscular para poder quemar grasa. Es en los músculos donde se quema la mayor parte de grasa, y cuanto más masa muscular tengamos, más calorías (y lo más importante, grasa) quemaremos en reposo. Si no hago ejercicio, lo que pasa es que seguiré seguramente perdiendo peso, pero no grasa. El organismo, si no hay ejercicio combinado con la alimentación adecuada, sino que lo único que hacemos es «comer menos», tira de la masa muscular para conseguir energía. Así, puedo haber perdido 15 kilos o más, pero la gran mayoría no será en absoluto grasa, sino masa muscular y líquidos.

Determinada estoy a cambiar este ritmo y ponerme en forma. Por eso, ayer tocó pesas y hoy toca bicicleta. He de confesar que estaba tan reventada (vale, y que la peque empezó a llorar desconsolada) y no pude completar la sesión de 4 series. Me quedé en la tercera. Pero, oye, hasta agujetas tengo hoy… Lo que querrá decir que su efecto ha hecho 😉

Para comenzar, fue una horita escasa, incluyendo sus 10 minutos de calentamiento (saltando a la comba) y otros 10 minutos de estiramientos.

Mañana, otra vez 🙂

 

 

Un comentario Añadir valoración

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *